``\(^<>^)/´´

17 de julio de 2011

Análisis - Shadows of the Damned (360)

Analizo el último juego que he terminado, el reciente Shadows of the Damned, la nueva obra de Suda 51 en colaboración con otras grandes celebridades del sector: Shinji Mikami y Akira Yamaoka. Lo analizo ya porque me ha gustado bastante y porque injustamente no está teniendo un buen reconocimiento en ventas. Y también porque analizar juegos recientes da más visitas xD


Shadows of the Damned (X-Box 360)
Finalizado en dificultad media.



Shadows of the Damned no es un juego con gráficos asombrosos, tiene un control algo tosco y lento, no aporta una diversión inmediata, no tiene muy buena IA y tiene algunos bugs. Entonces, ¿cómo es posible que este juego me haya gustado tanto? Pues porque todo lo que acabo de decir no importa una mierda!

Exactamente ese es el espiritu al que Suda 51 nos tiene acostumbrados y que también ha puesto en este juego. Al contrario de lo que hemos visto últimamente en juegos como Duke Nukem Forever o Mass Effect 2, a Suda se la suda totalmente lo que hoy esté de moda y no duda en hacer un juego con un estilo muy clásico con un estilo muy característico.


Shadows of the Damned es jugablemente un Resident Evil 4. Exploramos escenarios lúgubres con un control algo tosco, con pequeñas hordas de enemigos, con multitud de puzzles, con "botiquines" y munición limitada, con items escondidos en recónditos lugares y con mejoras en las armas. Eso sí, los escenarios son bastante lineales y los puzzles aunque numerosos suelen ser bastante sencillos. Por otra parte, los enemigos y las situaciones en las que nos encontramos durante todo el juego son muy variadas. A ello hay que sumarle unos enemigos finales poderosos pero con sus puntos flacos y rutinas que debemos averiguar y aprovechar para derrotar a cada uno de ellos.

Pasearse por el cuerpo semidesnudo de una mujer gigante es una cosa que solo a Suda se le podría haber ocurrido.

La participación de Shinji Mikami se nota enormemente en la parte jugable, con un gran parecido a Resident Evil 4, donde incluso aparece un buhonero demoniaco que nos suministra munición y mejoras. Utilizando la expresión acuñada por el programa de radio/podcast El Complejo Lambda, Shadows of the Damned es claramente y más que nunca un "homenaje Mikaniesco" de Resident Evil 4. Otra coincidencia es que el protagonista de Shadows of the Damned de vez en cuando dice palabras en mexicano, mientras que en Resident Evil 4 los habitantes de un pueblo perdido de España también hablaban en mexicano xD

Adivina cual es el punto debil de este enemigo...

Además, hay varias fases de tipo shooter con gráficos en 2D, algo común en los juegos de Suda 51, y sigue la misma mecánica del juego principal con sus zombis normales, zombis oscuros, cabezas de cabra que eliminan la oscuridad, diamantes recolectables, etc.

Hay varias fases en estilo 2D, marca de la casa de Suda 51.

Y aunque jugablemente es un juego clásico, tampoco da la espalda al tipo de jugador actual, incluyendo la posibilidad de caminar a la vez que se dispara y facilitándole el camino con múltiples checkpoints, mayor linealidad y sencillez en los puzzles.

En el inframundo, nuestro archienemigo Fleeming disfruta torturando a García, manipulandole y matando una y otra vez a su novia. Paula es una chica muy atractiva, una pena que aquí solo conserve la cabeza.

Donde más se nota la mano de Suda 51 es en la parte narrativa donde aplica ese toque Punk, descarado y sensual muy común en todos sus juegos. Punk por el estilo gráfico, la ambientación y el estilo de los personajes. Descarado por un protagonista y personajes principales chulescos, vacilones y desvergonzados. Y sensual por, entre otras cosas, la novia del protagonista, que aparece durante todo el juego vestida con diferentes conjuntos de ropa interior gozando de no pocos planos y escenas provocativas.

Esta cabra que no para de masticar es clave en varios de los puzzles del juego.

En esta historia tenemos al protagonista García Hotspur, un mexicano cazador de demonios, Paula, la novia del protagonista, Johnson un demonio que solo converva la calavera y que nos sirve tanto de antorcha como de pistola y nuestro archienemigo Fleming, demonio dueño y señor del inframundo.
La historia principal es bastante simple y no se explica mucho del mundo en el que se adentra nuestro personaje, aunque sí encontramos grandes relatos basados en los enemigos principales del juego, relatos adornados con comentarios jocosos y obscenos del protagonista y su compañero Johnson.

La música, obra de Akira Yamaoka, encaja perfectamente con el juego y tiene piezas bastante especiales. El juego tiene un gran doblaje en inglés y todos los textos y subtítulos están en castellano.

Se rumorea que Paula está inspirada en la jovencísima actriz Chloe Moretz. Algo habitual en las obras de Suda 51.

El juego dispone de 3 modos de dificultad, el nivel medio(cazador de demonios) es bastante asequible para cualquier jugador habitual y casi todos los diamantes blancos(dinero) que vamos recogiendo los podemos aprovechar para comprar mejoras para las armas y no para comprar munición o bebida(botiquines). El juego dura más o menos 13 horas, lo cual es una buena duración para este tipo de juegos, aunque no es un juego muy rejugable ya que al empezar una nueva partida no se conservan las mejoras de armas ni los items recogidos. Lo que me ha parecido absurdo es que al terminarlo en el nivel de dificultad medio no se saque el logro del nivel fácil.

Y para terminar, un consejo sin spoilers: En el enemigo final pasad totalmente del zombi y no pareis de caminar y disparar al enemigo principal.

Si tienes mucho acierto al disparar a la cabeza de un enemigo, se produce una espectacular explosión de sesos.


Conclusión:
Un shooter en 3ª persona clásico, jugablemente muy similar a Resident Evil 4, con gran variedad de enemigos, puzzles y enemigos finales. Una ambientación lúgubre, con altas dosis de erotismo y unos personajes principales con carisma, con ese toque singular que Suda 51 bien sabe poner.


NOTA FINAL: 8 de 10. Gran juego.


Ranking de X-Box 360

4 comentarios:

Juanvi dijo...

Gran analisis le voy a dar una oportunidad a este juego

Jero-chan dijo...

¡Qué buen análisis!
No soy muy amante de los juegos de Suda, aunque me encanta que tenga un estilo tan propio, y precisamente el Shadows of the Damned es de los suyos que más me llama la atención, pero ahora no hay dinerito para él T_T

Pero como no ha vendido nada de nada, pues en cuanto esté rebajado lo compro fijo. Creo que me va a gustar mucho ^^

Lo de que la dificultad normal no desbloquee el logro de la fácil es marca de la casa de estos juegos bizarros (Deadly-like)... >___<

DrPollit0 dijo...

Bueno, yo soy un reciente fan de Suda 51, aunque más en número de juegos del conjunto de desarrolladoras y editoras que siguen el mismo rollo: Grasshopper, Marvelous, Rising Star y alguna más. Sin esperar obras maestras, siempre publican juegos muy originales, hechos con mucho mimo y mucho talento y los manuales de instrucciones siempre tienen unas cuantas páginas y están a color.

La verdad es que es una pena que por ahora este juego esté vendiendo tan poco y más cuando PS3 y 360 se supone que tienen muchos jugadores "hardcore". Los No More Heroes de lejos vendieron mucho más. Espero que Suda vuelva del lado oscuro y saque algo interesante en Wii U, que ahí sí tendrá una buena legión de fans.

DrPollit0 dijo...

Como se curran los spams xD

Cita: "Gracias por el analisis, hace que uno entre al juego con otra vision y no como si estubiera jugando loterias."